La calleja

Fonzaleche es el último pueblo de la Rioja que se asoma a la N-232 por el noroeste. En el vértice del Surco Terciario del Ebro. Está situado en las laderas del los montes Obarenes, que son la prolongación de la Sierra de Cantabria en la margen derecha del Ebro.

La zona se caracteriza por los sedimentos continentales del Oligoceno-Mioceno (Facies de Haro) pertenecientes al Terciario continental. Estos se caracterizan por una alternancia variable en tamaño y porcentaje de areniscas, sobre todo calcáreas, limos calcáreos y arcillas margosas.